martes, 9 de febrero de 2016

Por qué no cumpliré mi reto de leer 50 libros

A estas alturas de febrero llevo leídos 3 libros y medio y estoy empezando a plantearme dar por imposible este reto. A continuación os explico el porqué.

Cuando leer se convierte en obligación.


Durante el mes de diciembre me puse a leer como un loco y logré mantener el ritmo hasta mediados de enero, pero ahora entre noticias, artículos, estudios y podcast no puedo dedicarle tanto tiempo a los libros, además de que estoy trabajando en una gran historia para publicarla y también me entretiene bastante.


¿Me he rendido en mi propósito de leer más y durante todo el año? No, obviamente seguiré leyendo, bien sea por disfrutar de grandes historias y mundos o por mejorar mi escritura y mi estilo.
No quiero incumplir mi reto, pero tampoco puedo dejar que eso me consuma demasiado ni se convierta en una obligación. La frase "consumir con moderación" no se limita a los alimentos, y eso, los que tienen contratado Netflix, saben muy bien lo que es, guiño, guiño, y lo digo por quienes dedican cada día un par de horas a consumir contenido, por mucho que se disfrute no cabe duda de que consume una buena porción de tiempo.

Por mi parte seguiré leyendo y seguiré escribiendo, eso siempre está presente, aunque de cara al público, y a vosotros, mis seguirores, me esté centrando más en las noticias y los podcast, de los cuales os hablaré más adelante.

¡Nos vemos, nos escuchamos y nos leemos!